2013/04/10

El Intérprete - Teatro La Latina


Dos momentos de la actuación


No sabría decir por qué me gusta Asier Etxeandía, bueno sí, si podría decirlo, porque canta bien, actúa bien y además tiene como mucha personalidad él mismo consigo mismo (que es lo que se dice cuando alguien no es guapo pero sí tremendamente atractivo como es el caso).

Hasta ahora le había visto más actuando que cantando, pero  como lo poquito que cantó en Hamlet me había gustado bastante, cuando me enteré que tenía un espectáculo en solitario no cabía duda que íbamos a verlo. El Intérprete se encuentra en cartel en el Teatro de La Latina y todavía estará los viernes del mes de abril a una de esas horas en las que uno puede optar por contenerse o por "echarse a perder" o, lo que es lo mismo, a una hora golfa. 

El Intérprete no es un musical, no es teatro, así en plan moderno sería un biopic musical del propio Etxeandía que va desnudándose sentimentalmente a través de las canciones que le han marcado o con las que ha convivido a lo largo de su vida y que nos dejan entrever un poquito de su vida personal. El resultado es bueno, para mi al menos muy bueno, se trata de una recopilación muy bien adaptada que va desde clásicos rockeros como The Rolling Stones a David Bowie pasando por Andrés Calamaro  o de Talking Healds (a mi esto ya si que me pudo) y la Pantoja creo que dijo el mismo. En tiempos como los que vivimos de crisis y de IVA sobrecargados para la gente, un espectáculo como El Intérprete es un riesgo bonito que espero que les haya salido rentable a la gente de Factoria Madre Constriktor para que podamos disfrutar de montajes que nos permitan descubrir otros teatros y otra forma de contar historias. 

Si vas a ver El Intérprete vas a poder hacer fotos, vas a poder bailar y vas a poder disfrutar en primera persona de buena parte del espectáculo, y eso que estará lleno de famosos que han ido a disfrutar de la obra y de súper mega fans que enloquecen nada más encenderse la luces. Si vas a La Latina te vas a encontrar con lo que menos esperas encontrar y eso, merece mucho la pena.